Catégories
Actus culinaires

La Fiscala pide 10 aos de crcel para Trapero por sedicin pero aade que aceptara una inhabilitacin por desobediencia

Actualizado

Josep Llu

Josep Llus Trapero, a su salida de la Audiencia Nacional tras una jornada del juicio.
BERNARDO DAZ

La Fiscala de la Audiencia Nacional ha presentado este lunes su acusacin defintiva contra el Mayor de los Mossos d’Esquadra Josep Llus Trapero. El Ministerio Pblico ha retirado su acusacin de rebelin y la ha sustituido por un delito de sedicin, algo obligado por la sentencia del Tribunal Supremo sobre el procs pero que apenas rebaja las penas: en lugar de 11 aos de prisin, pasa a solicitar 10, adems del mismo tiempo de inhabilitacin para ser polica o cargo pblico.

Ms relevante que ese cambio ha sido el aadido. El Ministerio Pblico que ahora dirige la ex ministra de Justicia Dolores Delgado ofrece como alternativa una condena slo por desobediencia, que no conlleva crcel. En este supuesto la pena propuesta es de un ao y ocho meses de inhabilitacin, as como una multa de 60.000 euros. Supondra expulsar a Trapero del cuerpo de Mossos d’Esquadra.

La misma modificacin anunciada por el teniente fiscal de la Audiencia Nacional, Miguel ngel Carballo, se extiende a los dos mandos polticos de los Mossos durante el 1-O a los que tambin se acusaba de rebelin: el ex director de los Mossos Pere Soler y el ex secretario general del Interior Csar Puig.

En los tres casos la peticin de crcel por sedicin se mantiene elevada porque se les considera « principales autores » del delito, dada su condicin de autoridades. Eso implica que la condena mnima parta de los 10 aos solicitados.

A la cuarta acusada, la intendente de los Mossos Teresa Laplana, ya se le acusaba por sedicin desde el principio, con una peticin de cuatro aos que se mantiene. En su caso, el cambio se limita a aadir la opcin alternativa de la desobediencia con de seis meses de inhabiltacin y multa de 30.000 euros.

El juicio fue interrumpido en marzo por la crisis sanitaria del coronavirus. Se ha reanudado en la Audiencia Nacional, pero con Trapero y el resto de acusados siguindolo desde la Ciudad de la Justicia de Barcelona por videoconferencia.

El teniente fiascal ha insistido en que su peticin es de sedicin conforme a la sentencia del Supremo. Sin embrago, la mera inclusin de una calificacin jurdica alternativa propicia una sentencia ms suave, ya que enva el mensaje de que para la Fiscala se trata de una opcin jurdica aceptable. La decisin de aadir la opcin de desobediencia se acord el pasado marzo entre la fiscal general, Dolores Delgado y el fiscal jefe de la Audiencia Nacional, Jess Alonso. Ese guio hacia Trapero contrasta con la actuacin de la Fiscala del Supremo en tiempos de Mara Jos Segarra en la Fiscala General, cuando apara los principales acusados se pidi condena por rebelin sin plantear una opcin ms suave de sedicin o desobediencia.

El delito de desobediencia es el que el Supremo impuso a tres los acusados del procs: Santiago Vila, Meritxell Borrs y Carles Mund. Los tres fueron condenados a un ao y ocho meses de inhabilitacin y a pagar una multa de 60.000 euros.

La Fiscala es la nica acusacin en esta causa, donde no hay personadas acusaciones populares. Tambin las defensas han comunicado este martes su peticin definitiva tras el juicio, que obviamente no cambia: cuatro absoluciones.

Conforme a los criterios de

The Trust Project

Saber más

Laisser un commentaire

Votre adresse de messagerie ne sera pas publiée. Les champs obligatoires sont indiqués avec *